RED DE ESTACIONES EN TIEMPO REAL

¡¡VISITA LAS ESTACIONES METEOROLÓGICAS DEL SURESTE PENINSULAR!!

Levante almeriense

Almería

Localización geográfica

El Levante Almeriense es la comarca más oriental de la provincia de Almería, limitando al sur con el área metropolitana de Almería, al norte con los Vélez y la comarca del Guadalentín (provincia de Murcia), al oeste con el Valle del Almanzora y la comarca de Los Filabres-Tabernas y al este con el Mar Mediterráneo.

Tiene una extensión de 1585 km2, 100511 habitantes y está formada por 13 municipios: Antas, Bédar, Carboneras, Cuevas del Almanzora, Los Gallardos, Garrucha, Huércal-Overa, Lubrín, Mojácar, Pulpí, Sorbas, Turre y Vera.  Únicamente los municipios de Huércal-Overa (19432 hab.), Vera (16996 hab.), Cuevas de Almanzora (14455 hab.) y Pulpí (10358 hab.) superan los 10000 habitantes.

Relieve y geomorfología

El Levante Almeriense se encuentra encuadrado en la parte más oriental de la cordillera Penibética, destacando de norte a sur las siguientes sierras:  Cabezo de la Jara, Sierra del Aguilón, Sierra de los Pinos, Sierra Almagrera, Sierra de Almagro, Sierra Lisbona, Sierra de la Atalaya y Sierra Cabrera.  El Cabezo de la Jara, con una altitud máxima de 1247 metros, es el punto más alto de la comarca.

Además, en esta comarca destacan las depresiones de Huércal-Overa, Cuevas del Almanzora, Pulpí y Antas. En estas depresiones, situadas todas por debajo de los 300 msnm, la agricultura tiene una gran importancia.

Climatología

La temperatura media anual en la comarca del Levante Almeriense oscila entre los 15 ◦C que se registran en sus zonas más altas y los 19 ◦C que se registran en el litoral.  El mes de enero es el mes más frío con una temperatura media que varía entre los 8 ◦C en las zonas más altas y los 12 ◦C del litoral, mientras que el mes de agosto es el más cálido con una temperatura media que oscila entre los 24 ◦C de las zonas más altas y los 29 ◦C que se registran en Los Gallardos, la zona más cálida en verano de la comarca.  Las heladas son muy raras en zonas litorales de la comarca, con un promedio cercano a las 0 heladas anuales. Sin embargo, dicha cifra aumenta hasta las 20 heladas anuales en los valles más elevados de la comarca.  Las temperaturas máximas más altas, se registran en agosto, con valores medios que oscilan entre los 34 ◦C de la zona de los Gallardos y los 29 ◦C de las zonas litorales.  Además, es habitual que se superen los 40 ◦C casi todos los años en los valles prelitorales de la comarca. Por su parte, el litoral de la comarca es una de las zonas de la península ibérica que más noches tropicales registra al año, con una media entre las 90 y 100 noches tropicales. Conforme se avanza hacia el interior y se aumenta en altitud dichas cifras se reducen paulatinamente hasta aproximadamente las 25 noches tropicales anuales.

Por su parte, las precipitaciones más abundantes de la comarca se registran en el municipio de Lubrín, con una precipitación media anual de 400-425 l/m2, mientras que las precipitaciones más escasas, con valores entre los 210 y 250 l/m2, se registran en zonas del litoral como se muestra en el mapa.  En el interior de la mitad norte de la comarca las precipitaciones oscilan entre los 250 y 300 l/m2, mientras que en el interior de la mitad sur las precipitaciones oscilan entre los 300 y 425 l/m2, con un aumento de las precipitaciones conforme se avanza hacia el oeste. En la mayor parte de la comarca la estación más húmeda es el otoño, seguido del invierno. Únicamente en el extremo sur de la comarca, el invierno es la estación más lluviosa, debido a que la influencia atlántica en la comarca es mayor conforme se avanza hacia el sur. El verano, como en el resto del sureste peninsular y como es característico del clima mediterráneo, es la estación más seca del año, con precipitaciones que oscilan entre los 30 l/m2 en zonas interiores y los apenas 10 l/m2 que se registran en algunas zonas del litoral.  Por último, con respecto a las precipitaciones se ha de destacar que las lluvias torrenciales son habituales en esta comarca, habiéndose producido a lo largo de la historia importantes riadas, como la de octubre de 1973.

En definitiva, la conjunción de las diferentes variables climatológicas da lugar a condiciones semiáridas en la mayor parte de la comarca y áridas en sus zonas más secas. 

Hidrografía

La red hidrográfica del Levante Almeriense se organiza en torno a las subcuencas de los ríos Almanzora, Aguas, Alías y Antas. Estas 3 subcuencas pertenecen a la Demarcación Hidrográfica de las Cuencas Mediterráneas Andaluzas.  

Los caudales de dichos ríos son muy irregulares e incluso durante algunos periodos, los diferentes cauces permaneces secos y únicamente mantienen un flujo subsuperficial. Por otra parte, los ríos y ramblas del Levante Almeriense se caracterizan por un destacado régimen torrencial que puede derivar que en pocos minutos se pase de un cauce seco a importantes avenidas con caudales de más de 1000 m3/s, como ocurrió en octubre de 1973, donde se estima que la punta máxima de la avenida del río Almanzora alcanzó los 5600 m3/s.   

Por otra parte, el embalse de Cuevas de Almanzora, con una capacidad de 168 hm³, se constituye como infraestructura fundamental para la comarca del Levante Almeriense ya que, ya que permite la laminación de avenidas, la provisión de recursos hídricos para el riego, el abastecimiento urbano y la obtención de electricidad.  A dicho embalse llega agua de los trasvases Negratín-Almanzora y Tajo-Segura.

Paisaje

El paisaje de la comarca del Levante Almeriense es muy heterogéneo.

En las depresiones de Huércal-Overa, Cuevas del Almanzora, Pulpí y Antas, el paisaje está protagonizado por los usos agrícolas, urbanos e industriales del suelo. Por lo tanto, se trata de un paisaje altamente antropizado.

Por su parte, las sierras litorales, el paisaje está dominado por el matorral denso, ya que estas sierras en general se caracterizan por la ausencia de masas arboladas, debido a la deforestación practicada durante la edad media y al ambiente semiárido-árido predominante en la zona.

Otros elementos característicos del paisaje del Levante Almeriense son las cárcavas, los badlands, las dunas, las ramblas de cantos y los roquedos.

Las actividades mineras y múltiples aspectos relacionados con el aprovechamiento del agua (balsas, acequias, pozos, norias o aljibes) también están presentes en el paisaje de la comarca.

Proyecto meteorológico que se encarga del mantenimiento y gestión de diversos puntos de monitorización (estación meteorológicas y datalogger) repartidos por las provincias de Albacete, Alicante, Almería, Granada, Jaén y Murcia